El destornillador sónico

…………………Un blog personal multifunción

Buenas noches, Londres 28 febrero 2012

Filed under: opinión — Toctopulus @ 13:15

Ya es hora de que tengamos una charla.

 

Te preguntarás por qué me dirijo a ti esta noche. Bueno, verás, no estoy contento con tu actitud, ultimamente… tu trabajo se está resintiendo, y… bueno, he estado pensando en la posibilidad de despedirte.

 

Oh, ya lo sé, ya lo sé. Hace mucho que estás en la empresa. Casi… veamos… ¡casi diez mil años! Cielos, cómo pasa el tiempo. Parece que fue ayer… Recuerdo cuando empezaste a trabajar aquí, bajando de los árboles, con la cara fresca, nervioso y un hueso bien agarrado en tu mano peluda…

 

“¿Con qué empiezo, señor?” -preguntaste, ansioso. Recuerdo mis palabras exactas: “Ahí tienes un montón de huevos de dinosaurios, joven” -dije con una sonrisa paternal- “Ve chupando”.

 

Sí, la verdad es que ha llovido mucho desde entonces. Y sí, tienes razón: en todo ese tiempo no has faltado ni un solo día. Bien hecho, mi buen y fiel sirviente. Y no creas que he olvidado tu sobresaliente historial ni las valiosísimas contribuciones con las que has colaborado con el progreso de la empresa: el fuego, la rueda, la agricultura… es una lista impresionante, viejo. Muy impresionante, no me malinterpretes. Pero bueno, para ser sincero, también hemos tenido algún que otro problemilla. No podemos pasarlo por alto.

 

¿Sabes cuál me parece que es la raíz de todo? Te lo diré: es tu falta de voluntad en lo que respecta a ascender en el escalafón. Al parecer, no quieres aceptar ninguna responsabilidad, no quieres ser tu propio jefe. Sabe Dios que te he dado un montón de oportunidades. Te hemos ofrecido ascensos una y otra vez, y siempre los has rechazado.

 

“No sabría hacerlo, jefe” -gemías- “sé cual es mi lugar”. Sinceramente, ni siquiera lo has intentado.

 

Verás, hace demasiado tiempo que estás estancado, y se nota en tu trabajo. Y añadiré que también se nota en tu comportamiento habitual. Esas continuas discusiones en la fábrica no se me han pasado por alto, ni los recientes barullos en la cantina del personal. Y además, claro está, hmmm, la verdad es que no quería mencionar esto, pero… bueno, verás, he oído unos rumores inquietantes sobre tu vida privada. No, da igual quién me lo ha dicho. Nada de nombres. Tengo entendido que no te llevas bien con tu cónyuge. Dicen que discutís. Dicen que gritáis. Se ha mencionado la violencia. Soy consciente de que siempre hieres a quien amas, a quien nunca deberías herir.

 

¿Y qué pasa con los niños? Siempre son los niños los que más sufren. Ya lo sabes. Pobrecitos. ¿Cómo van a tomárselo ellos? ¿Cómo van a digerir ellos tu bravuconería, tu desesperación, tu cobardía y tus muy bien nutridos prejuicios?

 

La verdad es que no les conviene.

 

Y tampoco es bueno echar la culpa de este descenso a la calidad de la directiva. Aunque, claro está, la directiva es muy mala. No nos mordamos la lengua… ¡de hecho, la directiva es un desastre! Hemos tenido un rosario de estafadores, fraudes, mentirosos y lunáticos que han tomado unas decisiones catastróficas. Eso es un hecho, pero ¿quién los eligió?

 

¡Fuiste tú! ¡Vosotros les nombrasteis! ¡vosotros les disteis el poder de tomar decisiones en vuestro lugar!

 

Aunque reconozco que todo el mundo puede cometer un error de vez en cuando, cometer el mismo error siglo tras siglo me parece, simplemente, deliberado. Habéis dado ánimos a esos maliciosos incompetentes que os han arruinado la vida laboral. Habéis aceptado sin dudar sus órdenes sin sentido. Les habéis permitido llenar vuestro lugar de trabajo de máquinas peligrosas e inseguras. Podríais haberles detenido.

 

Sólo teníais que decir “No”.

 

No tenéis agallas. No tenéis orgullo.

 

Ya no convenís a esta empresa.

 

Sin embargo, seré generoso. Se os concederán dos años para demostrar alguna mejora en vuestro trabajo. Si cuando termine este periodo, todavía no habéis decidido arriesgaros…

 

…os despediré.

 

Eso es todo. Podéis volver a vuestros quehaceres.

 

“Visión vocacional” V de Vendetta. 1998 Alan Moore

 

¿Es posible una política en 3 dimensiones? 26 noviembre 2011

Filed under: opinión,tira comica — Toctopulus @ 13:44
gráfica sobre como ven los distintas posturas a las demás

Pinchad para verla en grande

 

Los niños nunca mienten… 17 enero 2011

Filed under: opinión,P2P — Toctopulus @ 13:08
Tags: , , , , ,

Grande esta tira del genial Bill Watterson. Pese a estar dibujada hace más de una década, gracias al reciente debate respecto a los derechos de autor y la famosa ley Sinde.

tira de Calvin y Hobbes

Dedicatorias:

La viñeta 6: a la industria discográfica.

La viñeta 9: a los “creadores” que no tienen ni idea de qué va el tema.

La viñeta 12 (mi preferida): a la industria cinematográfica española.

 

Manifiesto ‘En Defensa De Los Derechos Fundamentales En Internet’: version cómic 4 diciembre 2009

Filed under: opinión,P2P,tira comica — Toctopulus @ 15:17

Esta es mi versión comiquera de del manifiesto que estos días se ha convertido en lo “on” de internet. Sentiros libres de usarlo como si del manifiesto se tratara, es copizquierdo.

Pulsad en las imágenes para verlas más grandes.

Si estás de acuerdo, publícalo también en tu blog, twittéalo, facebookéalo.

¡¡Un saludo!!

 

La empresa del futuro 26 noviembre 2009

Filed under: opinión,Seguros — Toctopulus @ 10:13

Leo vía menéame una historia que me acaba de alegrar la mañana. Se trata de la existencia de un empresario brasileño llamado Ricardo Semler que por lo visto heredó la empresa de su padre y en vez de aplicar la política empresarial estándar, cogió lo mejor de varios modelos de gestión empresarial y creó SEMCO, la “empresa democrática”.

Entre otros, los cambios que aplicó fueron, cito a Rodríguez Barreiro:

Eliminación de los aparcamientos y comedores para ejecutivos. Como símbolo de la democracia, eliminó estas prebendas, el primero en llegar aparca donde quiere.

Eliminación de tabiques, para que las personas y los departamentos se relacionen más.

También se estableció un “salario de riesgo”, al que se acogieron casi una tercera parte de los empleados, y que consiste en tener un 25% del sueldo hacia arriba o hacia abajo, dependiendo de cómo le vaya a la empresa. Si la empresa tiene un año bueno, el trabajador cobra el 125% de su sueldo, pero si es malo, cobra el 75%. De esta manera se premia a quien quiere correr el riesgo con la empresa, y además permite que los costes laborales vayan en relación a los resultados de la empresa.

Evaluación inversa: antes de que alguien sea ascendido o contratado para un puesto de mando, es entrevistado y evaluado por todos los que van a trabajar a sus órdenes. Además, cada seis meses se somete a la evaluación de las personas a quienes supervisa, de forma anónima. Las calificaciones se exponen públicamente.

Organización: no existe o no se usa el organigrama, se aplanó la estructura a sólo cuatro niveles, y se organizó en forma de círculos concéntricos, en vez de la tradicional forma piramidal.

Participación en beneficios: Se negoció para todos los trabajadores, alcanzando un inusual 23% del beneficio de la empresa.

Permiso por “hepatitis”: cada año o dos años, se permite abandonar a un trabajador sus obligaciones habituales durante unas semanas o incluso algunos meses, para aprender nuevas habilidades, recargar pilas… El programa surgió porque algunos responsables decían que no tenían tiempo para pensar, y entonces se les sugirió que pensasen que pasaría si contrajesen hepatitis y tuviesen que estar un par de meses fuera de la empresa.

Preferencia para los de casa: cuando hay un puesto vacante, los empleados de Semco tienen preferencia si alcanzan al menos un 70% de los requisitos.

La autogestión creada por Ricardo Semler le llevó a que los empleados pudiesen definir su horario (que pongan sus ocho horas como quieran), e incluso su sueldo (y aunque parezca mentira, no hubo muchos casos en los que alguien pidiese algo disparatado, y sí los hubo de los que se “quedaron cortos”).

Se reconoce la genialidad en lo sencillo de sus planteamientos. Se pasa de considerar al trabajador como un enemigo al que controlar dentro de la empresa para evitar que tome medidas improductivas, a incorporarlo dentro de la misma como MIEMBRO DE UN EQUIPO. Que eso, a fin de cuentas, es lo que es una empresa.

Ricardo Semler: Visionario o futuro arruinado ¿ambas?

Lo triste de esta historia es que es vieja, y como he leído por ahí, “muchos le miran pero pocos le imitan”. Personalmente considero que ésta es la empresa del futuro. Por ahora, los datos le avalan. Para empezar la empresa no ha quebrado, que no es poco, y se ha convertido en el Google de Brasil: la empresa donde todos queremos trabajar.

Tampoco creo que el suyo sea un modelo universal que se pueda aplicar a todas las empresas -cada una es un mundo- pero sí que es una filosofía que recupera a la persona como valor y que puede mejorar muy mucho la productividad de un país tan necesitado como este. Mientras sigamos considerando al jefe como el enemigo y al empleado como amenaza, no levantaremos cabeza. Aunque la crisis pase.

Y para finalizar, una pregunta ¿Os gustaría que se aplicase esta filosofía en vuestro puesto de trabajo?

.

Via | Menéame

 

Trenes de carretera: el futuro se acerca a kilómetros por hora. 12 noviembre 2009

Filed under: Conceptos,Seguros — Toctopulus @ 12:22

Leo vía El Blog verde una interesante iniciativa de la Unión Europea. Se trataría de un sistema de comunicación entre vehículos que permitiera formar un convoy dirigido por un camión o “coche guía” que cubriera trayectos muy transitados y al que los conductores pudieran escoger unirse. A través de señales inalámbricas se pediría el acceso al “gusano”, como me gusta pensarlo a mí, y el control de tu vehículo pasaría al conductor experimentado que va en el primer coche, de tal forma que puedas hacer otras cosas como leer o pensar en cuantas posibilidades tienes de morir yendo así en la carretera.

Los conductores veteranos y habituales solemos tener la mala manía de increpar al conductor cuando nos toca ir de copilotos. Cada cual tiene una forma de conducir y nunca es la misma que la del que conduce, por lo que me imagino a la gente que va en los “vagones” analizando todas y cada una de las maniobras del coche guía: que si va lento, que si va rápido, que si frena mucho, que si adelanta, que si no adelanta… En fin, será divertido verlo cuando ocurra.

road_train3_466

Como agente de seguros -llamadlo deformación profesional- una de las primeras cosas que me ha venido a la mente ha sido cómo se dividirá la responsabilidad entre los coches. Si mi coche golpea a otro cuando lo conduce el guía, ¿quién indemniza a ese coche? ¿quién me paga mi reparación? Mi seguro cubrirá los accidentes provocados cuando el que conducía era… otro coche?

A día de hoy, los coches ya se aparcan solos, lo que constituía uno de las mayores pesadillas en la autoescuela. Es cuestión de tiempo que algo tan mecánico como circular, lo hagan las máquinas. Ese día es probable que hayan menos accidentes y que la conducción sea más eficiente y económica. La parte negativa:los pantallazos azules serán más de “la muerte” que nunca. Morir por un cuelgue informático: eficiente y patético.

Nos leemos

 

El arte abstracto en los partes de accidente 21 octubre 2009

Filed under: Seguros — Toctopulus @ 12:20

Parte de Accidente: ese gran desconocido

Si sois como yo y apenas sabéis dibujar un mal monigote, he encontrado por la red un recurso interesante para rellenar partes de accidente.

A priori, se me ocurre que no será muy útil en un parte amistoso cuando estamos tirados en medio de la carretera, pero si vuestra compañía os pide que aclaréis el cuadro de Miró que habéis realizado cuando os dio por dibujar utilizando como soporte el capó de vuestro vehículo y con los coches circulando alrededor vuestro, pues es una herramienta muy cuca para ocultar que de haber tenido un estudio de arte no lo habríais hecho mucho mejor.

captura de la aplicación

Se trata de una aplicación online y es español bastante bien diseñada que os ayuda a completar un croquis de accidente sin que os falte ningún detalle: nombre de la calle, matrícula de los vehículos ¡incluso el color de los mismos!

El día que todos los coches lleven un ordenador y una impresora a color portátil de serie, este programa será i-m-p-r-e-s-c-i-n-d-i-b-l-e.

Un saludo a todos!

web | DibujarCroquisAccidente